La historia se repite como farsa

El presidente de Ucrania insiste en que los misiles que cayeron en territorio polaco fueron lanzados por Rusia, contra lo manifestado por líderes de la propia Polonia y la OTAN. Recuerdos de la «operación Himmler» que desató la Segunda Guerra Mundial

La zona en la que cayeron los misiles

El martes último, dos misiles impactaron en Przewodów, pueblo localizado a menos de 10 kilómetros de la frontera con Ucrania.

Según medios polacos (Radio ZET, citado por diversos medios occidentales), se produjeron explosiones en secadoras de granos

De inmediato, el presidente ucraniano culpó a Rusia por el incidente, reiterando su postura de caracterizar al gobierno de Putin como «terrorista» dispuesto a avanzar sobre otros países.

Los medios internacionales difundieron la visión de Zelenski, dando por hecho en sus titulares que los proyectiles provenían de acciones rusas. Por ejemplo, el New York Times o el Philadelphia Inquirer (medios de gran repercusión en USA) reprodujeron un cable proveniente de Kiev (Ucrania) asegurando que Polonia afirmaba que los misiles eran de fabricación rusa.

Las especulaciones sobre una posible escalada del conflicto bélico pasaron a ocupar lugares prominentes en la prensa.

A las pocas horas, fuentes del Pentágono y del gobierno Estadounidense relativizaron esas afirmaciones. Así lo reflejaron, entre otros, el medio público alemán Deutsche Welle, o el británico The Guardian.

Con el paso de las horas, fuentes polacas y de la OTAN consideraron que los misiles provenían, muy probablemente, de las fuerzas antiaéreas ucranianas y no de un ataque ruso (véase Reuters, BBC, entro otras).

Por el contrario, Zelenski insistió en el origen ruso del ataque. Su gobierno pidió a sus pares polacos que les permitieran acceder al lugar del incidente.

Recuerdos de 1939

La posibilidad de que el incidente de Przéwodow desencadenara una guerra mundial trae reminiscencias de otro hecho que involucró a Polonia y que fue desencadenante de la Segunda Guerra Mundial: la llamada «operación Himmler».

El 31 de agosto de 1939, tropas alemanas con uniformes polacos atacaron una radio en Gliwice.  El régimen nazi usó el hecho como pretexto para invadir Polonia, desencadenando la declaración de guerra a Alemania por parte de Francia y el Reino Unido.

En «El 18 de Brumario de Luís Bonaparte», Carlos Marx escribió: «Hegel dice en alguna parte que todos los grandes hechos y personajes de la historia universal aparecen, como si dijéramos, dos veces. Pero se olvidó de agregar: una vez como tragedia y la otra como farsa».

La guerra informativa hace difícil diferenciar la verdad de la operación. Sin embargo, la postura de los propios aliados de Zelenski sugieren que el presidente ucraniano apostó por escalar el conflicto en base a un incidente que, según parece, fue ocasionado por sus propias fuerzas.

 

Print Friendly, PDF & Email

About ANCLA Agencia de Noticias y Comunicación

View all posts by ANCLA Agencia de Noticias y Comunicación →

1 thought on “La historia se repite como farsa

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *