Bolivia: ensañamiento contra Facundo Molares

Download PDF

Pese a su delicado estado de salud, el militante argentino Facundo Molares fue trasladado arbitrariamente al penal de San Pedro de Chonchocoro en La Paz, Bolivia. No hubo notificación a los abogados defensores.

Molares es un militante comunista argentino que integró las FARC hasta hace unos años; se encontraba en Bolivia realizando labores periodísticas para la Revista Centenario. Fue detenido por la policía boliviana el 11 de noviembre pasado, bajo la acusación de haber participado en un choque entre grupos Cívicos (grupos que organizaron revueltas contra Evo Morales) y seguidores del presidente boliviano. En esas circunstancias murieron dos personas vinculadas al ultraderechista Comité Pro Santa Cruz.

Recorte de una fotografía compartida por el PC de San Vicente

El argentino estuvo internado en el Hospital Japonés de Santa Cruz de la Sierra con un cuadro de gravedad originado en una falla renal. El padre de Molares -Néstor Hugo Molares, Juez de Paz de Trevelin, Chubut) se trasladó de apuro la ciudad  cruceña para interiorizarse sobre su situación y su estado de salud; sin embargo, las autoridades del régimen a cargo del gobierno boliviano lo retuvieron ilegalmente durante horas, permitiéndole ver a su hijo durante 15 minutos. En declaraciones a la prensa, el juez explicó que la causa de la internación hospitalaria de Facundo fue una afección que no tenía ninguna relación con un supuesto enfrentamiento, contradiciendo la versión policial.

Otras cinco personas fueron detenidas por «prestar colaboración médica» a Molares, según consignó el diario La Razón en base a fuentes policiales.

Este viernes, y a pesar de que su estado de salud continúa siendo delicado, Molares fue trasladado al penal de máxima seguridad de San Pedro de Chonchocoro, en la ciudad de La Paz. Según declaraciones de Oscar Gutierrez, jefe de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de Santa Cruz, se trató de «una disposición de seguridad del Estado». El traslado no fue notificado a la defensa y se teme por la salud del argentino, en medio de las campañas que llevan adelante el gobierno y la prensa masiva y que buscan demonizarlo como «terrorista». De esa forma, buscan apuntalar el relato justificatorio de medidas violatorias de los derechos humanos.

Existe preocupación por la vida de Molares, particularmente en un contexto de violaciones a los derechos humanos por parte del gobierno de facto que encabeza Jeanine Añez, las que han sido denunciadas por organismos internacionales y por la delegación solidaria argentina de solidaridad que documentó decenas de testimonios sobre las masacres de Sacaba y Senkata. Cabe destacar que en el penal en cuestión se han producido numerosos casos de «ajustes de cuentas» que se cobraron la vida de varios reclusos en los últimos años.

Frente a este cuadro, organismos de derechos humanos y organizaciones políticas de Argentina han redoblado el reclamo de libertad y repatriación inmediata de Facundo Molares.

About ANCLA Agencia de Noticias y Comunicación

View all posts by ANCLA Agencia de Noticias y Comunicación →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *