La grieta se agranda

Download PDF

El 10% más rico tiene ingresos superiores al 60% de la población con menores ingresos. Las mujeres perciben un 27,2% menos que los hombres.

En el discurso, el oficialismo macrista siempre enfatizó la intención de «cerrar la grieta». En  términos de ingresos, sin embargo, en su gobierno las distancias entre los más pobres y los más favorecidos se ha ido ensanchando.

El 10% más rico tiene ingresos 20 veces superiores al 20% más pobre

El INDEC publicó hoy el informe de Evolución de la Distribución del Ingreso (EPH) correspondiente al segundo trimestre de este año.

Los datos revelan que el 10% más rico de la población obtiene ingresos más de 20 veces superiores al 10% más pobre. En el mismo trimestre del año anterior, esa distancia era de 18 veces.

Los datos presentados por el organismo estadístico reúnen la información en «deciles», dividiendo la población en 10 grupos con igual número de personas, agrupadas según sus ingresos. Eso permite comprobar que el 60% (los 6 primeros deciles) suman entre todos ingresos menores que el último y más favorecido grupo: mientras éstos recibieron casi $121 millones, casi 17 millones de personas tuvieron ingresos de menos de $111 millones.

El reporte también consigna el valor del «Coeficiente de Gini», un indicador que toma valores mayores cuando mayor es la desigualdad en la distribución. Ese valor pasó en un año de 0,422 a 0,434, evidenciando el aumento de la desigualdad.

La informalidad laboral también está asociada fuertemente a los sectores de menores recursos; los datos muestran que en el 10% con menores ingresos, a 9 de cada 10 asalariados no se les practica el descuento jubilatorio correspondiente; esa proporción ronda apenas 7% en el decil más favorecido. Es claro que en los sectores de menores ingresos hay menos formalidad, y con ello menos posibilidades de completar los aportes que se requieren para acceder a una jubilación.

Cabe señalar que esta desigualdad creciente se da un contexto de caída de la economía; dicho más coloquialmente, la torta es más chica y está peor distribuida.

Imagen de fondo: BID

La brecha de género

El informe también muestra que se incrementó la diferencia entre los ingresos masculinos y femeninos; en el 2ª trimestre de 2018, las mujeres ganaban un 26,2% menos que los varones, mientras que ahora perciben un 27,2% menos.

La población con ingresos tiene más mujeres que varones; sin embargo, los ingresos de estos últimos totalizan casi un 32% más.

La composición de cada decil también revela que la desigualdad tiene un efecto más profundo en las mujeres: en el 10% más pobre, 66 de cada 100 son mujeres; en cambio, en el decil de mayores ingresos, sólo son 36 de cada 100.

About ANCLA Agencia de Noticias y Comunicación

View all posts by ANCLA Agencia de Noticias y Comunicación →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *