Salta: el reclamo de justicia por Nahuel resonó en su barrio (Fotos)

Download PDF

Esta tarde se realizó una importante marcha en el barrio Solidaridad, para exigir justicia por Nahuel Salvatierra, el muchacho de 17 años asesinado de un balazo por un efectivo de la policía salteña.

Centenares de personas, en su gran mayoría jóvenes, se congregaron frente a la casa de la familia de Nahuel en el Barrio Solidaridad, ubicado en la zona sudeste de la capital salteña. De allí se dirigieron hasta la Comisaría N° 17, a sólo dos cuadras de la vivienda.

La marcha comenzó pasadas las 18:00 y fue encabezada por Mamerto Salvatierra, padre del joven. Participaron vecinos y delegaciones de organismos de derechos humanos y organizaciones sindicales, sociales y políticas.

Los manifestantes expresaron con cánticos y pancartas el reclamo de justicia por Nahuel, así como el rechazo al gatillo fácil y contra las razzias policiales en los barrios.

Abajo incluimos una galería de imágenes, tomadas por María Alaniz.

Participaron dos policías

Nahuel murió como consecuencia de un disparo en la cabeza. Según informa el sitio del Ministerio Público Fiscal de la provincia, el arma homicida estaba a cargo del cabo Juan Carlos Cardozo. Del crimen también participó el sargento Emilio Gastón Aguilera Alanís, quien quedó imputado como coautor de homicidio agravado por el abuso de la función y por alevosía, calificado por el uso de arma de fuego.

Distintas versiones de testigos coinciden en que los policías le pidieron a Nahuel y a otros jóvenes que se retiraran del lugar, sin que hubiera motivos para ello. Según el fiscal a cargo del caso, Rodrigo González Miralpeix, los efectivos no se encontraban de servicio, por lo que se desplazaban en una moto particular. El funcionario expresó de manera contundente que la situación “bajo ningún punto de vista ameritaba la utilización del arma”.

Una vez producido el asesinato, ambos policías se dirigieron a sus respectivos puestos de trabajo sin hacer mención alguna al hecho.

Puede interesarle:

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*