De Panamá a Paraná: riesgos de la educación enlatada

Portal Magnaplus
El portal educativo, en varios municipios
Download PDF

Varios municipios del país contrataron el portal educativo Magnaplus, de la empresa Magnaverum. Días atrás se conoció que los contenidos incluidos en el portal niegan la dictadura y el genocidio de la Conquista del Desierto. Los directivos de la empresa proveedora, vinculados a empresas offshore.

Portal Magnaplus
El portal educativo, en varios municipios

La Municipalidad de Paraná es una de las instituciones que contrató los servicios de Magnaverum. El martes pasado Luz Alcain, editora del medio Página Política, informó que el portal educativo ofrecía contenidos desactualizados e inadmisibles. Por ejemplo, respecto de Jorge Rafael Videla, el portal no hace ninguna alusión a su condición de dictador (habla de “gobierno militar”), ni hay referencias a los desaparecidos ni al saqueo del patrimonio nacional. En el texto también se apoya la teoría de los dos demonios, señalando que Videla condujo una campaña “destinada a acabar con el Ejército Revolucionario del Pueblo (ERP) una organización terrorista de carácter marxista”.

La falta de actualización de la información se revela en el mismo artículo, ya que afirma que Videla estaba en “Arresto domiciliario”, cuando en realidad falleció en prisión hace tres años.

En el sitio del diario Uno de Entre Ríos observaron también que en el portal se omite toda referencia al genocidio y a la Campaña del Desierto cuando se refiere al General Julio Argentino Roca.

El enfoque de la información ofrecida por Magnaverum coincide con la posición del gobierno nacional, que quedó en evidencia cuando el propio presidente se refirió a la dictadura como “guerra sucia”, o la eliminación del prólogo de 2006 en la reedición del “Nunca Más” -avalando la “teoría de los dos demonios”, o cuando el Ministro Esteban Bullrich comparó a la Educación con la Conquista del Desierto.

Alcain publicó ayer que la docente y periodista Aixa Boeykens verificó que el portal se referia a Hitler destacando su “gran capacidad de alocución, magentismo y arrolladora personalidad”. En el mismo artículo se consigna que el periodista Oscar Londero averiguó que el municipio pagaría $62.000 anuales por el servicio del portal.

Ante el escándalo que se produjo cuando estos contenidos tomaron estado público, la Municipalidad de Paraná decidió retirar de su Web el enlace al portal educativo; no obstante, aún se puede acceder (21 de noviembre a hs. 20:35) mediante la dirección http://parana.magnaplus.org/.

Educación enlatada

La empresa Magnaverum ofrece un sistema de aula virtual que incorpora funciones de redes sociales para facilitar el trabajo colaborativo y la comunicación entre los usuarios. En su sitio Web afirma que sus productos digitales se utilizan en más de 1.500 instituciones públicas y privadas de todo el mundo.

En el último año muchos municipios acordaron con esta empresa la puesta en marcha de aulas virtuales. El artículo de Alcain menciona a las localidades cordobesas de Santa Rosa de Calamuchita, Vicuña McKenna, Máximo Paz en Nogoya (Entre Ríos) y la correntina Bella Vista entre otras. Una búsqueda en la Web permite conocer que San Salvador de Jujuy, el Municipio chaqueño de Quitilipi o Diamante en Entre Ríos, también adoptaron los servicios de la empresa que preside Gastón Cuneo.

El servicio incluye el acceso a “contenidos educativos” que son propiedad de la empresa MyWay Group Corporation, según consta en la página de Políticas de Uso de cualquiera de los portales que mantiene la empresa (en este caso, el enlace redirige al de Bella Vista).

La empresa ofrece una solución “llave en mano”, cómoda para las autoridades que no se ocupan de los contenidos ni del diseño, dejando en manos de la empresa aspectos esenciales del proceso educativo. El sistema ofrecido por Magnaverum es configurable, pero los contenidos son enlatados, protegidos por derechos de autor y normas de propiedad intelectual.

La empresa asegura que esos contenidos son “de alta calidad”, apoyándose en un Equipo Editorial y un Consejo Consultivo donde resaltan los nombres del ex Ministro de Educación del Menemismo, Antonio Salonia, y el escritor y empresario farmacéutico Alejandro Roemmers. Entre los asesores también figura Bernardo Koremblit, fallecido en 2010.

Panamá siempre estuvo cerca

Las principales autoridades de Magnaverum son Jorge Eduardo y Gastón Carlos Cúneo. El primero es también presidente y director de una offshore radicada en Panamá, Hickes Corporation, donde el segundo rola como tesorero y director.

El titular de los contenidos, según se especifica en los Derechos de Uso, es una empresa denominada MyWay Group Corp. En los portales Hoovers y OpenCorporates figura una sola firma con esa denominación, y también está registrada en Panamá.

En 2010 el Equipo Nizkor publicó una nómina de argentinos que compraron dólares y los fugaron del país entre 2008 y 2009; allí aparece Gastón Carlos Cuneo consignado por haber sacado 40 millones entre esos dos años. Unas líneas más abajo aparece Roemmers, en una nueva muestra de que los nombres se repiten cuando se trata de offshores.

Educación vs. Enlatados

El actual gobierno prioriza como actores casi excluyentes a las corporaciones económicas. A ellos se dirige cuando adopta medidas en diversas áreas, como el blanqueo, el desguace de la Ley de Medios o el régimen de Participación Público Privada.

En educación el enfoque sigue los mismos lineamientos; por eso se adoptan contenidos enlatados en lugar de promover la generación desde la  comunidad educativa.

El municipio de Paraná parece haber aprendido una lección; según el artículo de Página Política citado más arriba, la municipalidad priorizará en adelante la jerarquización de contenidos propios, relevantes para los paranaenses.

El desarrollo de portales educativos con prestaciones similares, pero con contenidos generados desde la propia comunidad educativa, sería la única vía que permitiría aprovechar un recurso tecnológico de este tipo en el marco de una política educativa que valore los diseños didácticos y pedagógicos de los propios actores del sistema educativo.

Las universidades, hoy atacadas desde el discurso mediático y oficial, podrían ofrecer soluciones adecuadas a la realidad y a las necesidades concretas de los municipios de nuestro país.

Puede interesarle:

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*